jueves, diciembre 28, 2006


Esto es todo por hoy...
G r a c i a s!
Fracesita churrigueresca digna de epitafio:

"La vida es demasiado trágica como para no salir a festejarlo"
La Tuna
Entre la incertidumbre y el devaneo...

Hace unos días habría pedido 'inspiración divina' para tomar una decisión, ahora... ahora es demasiado tarde, ha llegado la 'determinación divina' misma que me hace levantarme de la silla y recoger las cosas.

...mucho que hacer y poca voluntad trágica.

viernes, diciembre 22, 2006

Lo cierto es que tengo miedo a oxidarme en esta silla

lunes, diciembre 11, 2006


¡Ya estuvo de malas vibras! hay que postear cosas bonitas.... hjehjejheje (risa tragada)
... y poner buenas rolas para empezar la semana...
Mazzy Star
There's a blue light,
In my best friend's room
There's a blue light,
In his eyes There's a blue light, yeah,
I want to see it, shine
There's a ship, that sails by my window
There's a ship that sails on by,
There's a world under itI think I see it,
Sailing awayI think it's sailing,
Miles crashing me byCrashing me by,
Crashing me by There's a world ,
Outside my doorstepFlames over, everyone's heart
Don't you see them shining,
I want to hear themBeating for meI think
I hear them Waves crashing me by,
Crashing me by,
Crashing me by

jueves, diciembre 07, 2006

Tengo tan carente el discurso… y no tengo toda la vida para corregirlo, porque toda la vida no te tendré a tí que es lo que ya sé...
Porque siempre me va a ser lo mismo con las letras: cae un árbol, se destroza, sale la salvia bruta, la salvia mejorada, salen las clorofilas, como átomos que se desprenden, que se van volando y se vuelcan en el sin sentido de la palabra escrita o pensada, tratada o reciclada, para decírtelas. Pero ya estoy sola, no estás tú, ni yo, ni yo a las dos de la mañana, ni tú dormido en las escaleras mirando Júpiter mientras bailamos... Es que soy tan común, tan común como el círculo que no se rompe, tan común como las olas que van y vienen destruyéndose unas a otras; pero no lo soporto, no soporto la levedad del tiempo en la memoria, ni que confluyan los ríos, mucho menos que se desprendan de por vida. Creo que estoy perdida, y quiero hacer tanto... quiero hacer por ejemplo un árbol o un bote de basura, con basura - para fotografiarlo - o una escultura orgánica, pero no puedo… debe ser la computadora o la ciudad tan pequeña en la que habito, o el ruido del aire acondicionado que ya no soporto, o debe ser que no soy buena para vivir y que ante el hecho – este regalo- sólo me queda la nicotina, la cafeína, la homorfina, la sonrisa, la tecnología, la comida… todas inspirantes libaciones a los sempiternos dioses de la abundancia que no temen a la gula, ni a la avaricia, ni a la prostitución, ni al asesinato, ni a la multisexualidad, ni al averno; antes bien le temen a la anorexia, al fast food, al supermercado… Soy sólo un punto de tiempo y de espacio, una ‘absurda en potencia’, una hoja verde que camina sobre el pavimento; está viva, así lo han conformado los dioses, así es como se ha constituido. El problema es sin embargo, tener la voluntad al frente y los ojos hacia atrás.

Cacaxtli, 2006
T R A V E S Í A


Volteé hacia el pozo de allá afuera, y no alcanzó mi vista a tocar el piso. Para entonces ya te habías ido. Te fuiste un domingo por la noche, igual que cuando te fuiste de aquí, pero esta vez fue más lejos.

¿Qué era?

Una lata oxidada, un papel amarillo, un secreto escondido, o nada,
sino luz de humo entrando en mis costillas

O era vino tinto
y un sonido embotellado ¡para llevar!
Y astillas delineadas - Por si quiere estornudar.
Y otro nada.

Pero hoy volteo hacia el pozo, y de su fuente, que un retoño era, el invierno frío te llevaste. De un día para otro - Y en avión, por favor.

Duermo, me encuentro en fango tierno, en luna, en sal,
En sal con pescado crudo.

Pero lo que no encuentro es la fecha de caducidad de este paquete, está oxidado y está crujiente, y astilla, y pinta de café mis dedos.

Estás nadando.

Y la luna que quiebra el agua, y el agua que rompe tus brazos, y tus brazos que protegen la luna de mirar su propio reflejo.
Es tu sombra
y si te hundes no la podrás ver.
En verdad, es sólo la sombra,

- ¡Qué mal!
… desde aquí ya no puedo ver nada.